viernes, 8 de mayo de 2015

Hotel la Ribera Tehuixtla

Por: Emmanuel Espintla

El Hotel la Ribera se encuentra enclavado en la ribera del río Amacuzac a su paso por Tehuixtla, de ahí su nombre, fue y sigue siendo un oasis en medio del campo morelense propicio para el descanso y el esparcimiento del espíritu. Aquí una pequeña síntesis de su historia.  

Algunos viejitos de Tehuixtla cuentan que donde ahora está el Hotel La Ribera antiguamente fue un cuartel revolucionario dada su estratégica ubicación cerca del río y del pueblo, pero a la vez oculto tras la caprichosa geografía natural.

Eduardo Goméz Morales su actual administrador nos narró que según archivos de la SEDENA fue el propio Álvaro Obregón quien cedió el cuartel al general Elpidio Velázquez siendo este su primer propietario, el lugar tenía espacio para 90 caballos y  le fue cedido en renta a Don Pepe Baeza y su esposa Doña Conchita quiénes adaptarían las caballerizas como habitaciones junto con la ruina de aquel viejo y pequeño edificio para inaugurarlo como Hotel la Ribera el día 4 de marzo de 1947.

Don Pepe con el tiempo terminaría por comprarle el predio al Gral. Elpido y haciendo de este recinto un lugar familiar, cálido y acogedor con sus visitantes, hasta la fecha lo sigue siendo. Es uno de los lugares más socorridos para darse un merecido descanso familiar con clientes satisfechos que siempre regresan, incluso después de varias generaciones. 

En importante destacar entre las notas de su historia que el Hotel la Ribera fue sede como club y lugar de esparcimiento de la colonia española en México durante varios años allá por los 50'tas, diversas personalidades e intelectuales se dieron cita en este lugar.  Entre sus habitaciones se hospedaron el celebre actor mexicano Joaquín Pardavé y otros artistas como Andrés Soler y Sonia Furió. Más recientemente han visitado este hotel las afamadas cantantes oaxaqueñas Susana Harp y Alejandra Robles.  


En el hotel la Ribera el visitante encontrará un manantial natural revestido de una gruta o caverna artificial única en su tipo y podrá deleitarse con los sabores de la comida tradicional morelense y algunas especialices de la cocina española, típica hibridación tehuixtlense. Cuenta con 2 albercas, una semi-olímpica y un chapoteadero que se llenan con agua del manantial, la cual se encuentra en constante circulación todo el tiempo y tiene un uso ecológico pues con la misma se riegan los amplios jardines, árboles centenarios y flores que todo el año permanecen en floración  y la restante se vierte limpia luego de este recorrido en el río que se corre presto a tanto sólo unos pasos.

Además encontraras un temazcal, personal especializado en masajes, deportes de aventura, cancha de frontenis, salón para eventos, el restaurante y bar. Todo enclavado en un terreno de 3 hectáreas totalmente bardeado, al margen del Río Amacuzac.


Don Pepe Baeza en el Hotel la Rivera en Tehuixtla Morelos.


Doña Conchita de Baeza
Debemos resaltar como uno de los mayores atractivos de este hotel, sin lugar a dudas la belleza de su fachada. La casa es de claro estilo arquitectónico Andaluz, provincia española de donde se dice era originaria Doña Conchita de Baeza, es esta una de sus típica casa blanqueada que, junto con su inseparable arco de inspiración árabe o campanario de espadaña y el nicho para el santo patrono de la casa, dan la bienvenida a sus visitantes y huéspedes. 


Constituida la casa antigua por gruesos muros, sobresalen de entre su fachada las tradicionales piedras de los pueblos Andaluces, puestas a expreso para sostener bonitas macetas de plantas o coloridas enredaderas de flores. Era tradicional que estas casas fueran encaladas para resaltar sus grandes rejas de herrería, los colores vivos de sus plantas y el rojo quemado de las tejas que coronan sus tejados.


La facha de claro estilo Andaluz del casco antiguo del hotel la Ribera resaltando por su belleza el muro de piedra y el verde de sus plantas.  

La fuente del Hotel la Ribera y sus verdes jardines.

No hay comentarios:

Publicar un comentario